Las penas son de nosotros… las ganancias son ajenas

En un nuevo DNU -367/2020-, el Gobierno Nacional de Alberto Fernández establece, entre otros beneficios impositivos ya otorgados a las patronales, el pago de 50% de los salarios a “empresas en crisis”. Así, en el marco de la pandemia, los empresarios estatizan su pérdidas mientras privatizan sus ganancias.

Alberto Fernández y Miguel Acevedo, presidente de la UIA.

Acto número 1: Lxs trabajadorxs producimos todo

La cuarentena obligatoria que forzó la pandemia mundial de COVID-19 nos permite ver con mayor claridad que nunca que sin trabajadorxs no hay producción y que sin producción no hay ganancias.

Las mentiras de economistas liberales y keynesianos, que siempre nos dicen acerca de la importancia del “sector privado” o del aporte que hace el empresario a la ganancia y la riqueza de un país, se estrellan contra la realidad. 

Los empresarios por sí mismos no generan nada, a no ser por el músculo y el cerebro de lxs millones de trabajadorxs que día a día transitan por el aparato productivo.

Ante el parate generado por la cuarentena, las patronales vienen desatando una ofensiva de despidos, suspensiones y rebajas salariales. 

Argumentan, como siempre, que están en crisis porque no se produce, es decir, reconocen que sin la asistencia de lxs trabajadorxs a las plantas y oficinas ellos no tienen ganancia alguna.

Acto número 2: El estado financia

A medida que avanzó el tiempo de la cuarentena, el Estado argentino ha ido emitiendo normativa en dos grandes sentidos. Primero, flexibilizando la cuarentena para que se puedan poner en funcionamiento diferentes sectores productivos, incluso producciones no esenciales, aumentando el riesgo de contagio de lxs trabajadores y sus familias. Segundo, poniendo recursos monetarios en diferentes sectores de la sociedad.

Primero apareció el IFE, un subsidio de $10.000 para todxs aquellxs que no cuentan con ningún ingreso registrado. Se anotaron casi 12 millones de personas y sólo se aprobaron para 8 millones. Es el reconocimiento de una sociedad profundamente injusta, que funciona a diario con millones y millones de personas que prácticamente no cuentan con ingresos en su vida cotidiana.

Ahora, en una nueva resolución, el Estado va a pagar hasta el 50% de los salarios de aquellas empresas que argumentan crisis por la cuarentena. Obviamente, esta medida va a servir para paliar la situación de muchxs trabajadorxs que las patronales ya dejaron sin sueldo. 

Sin embargo, este salvataje a los empresarios vuelve a poner de manifiesto que las ganancias de esos empresarios no son legítimas, porque ante la crisis defaultean a lxs trabajadorxs mientras que durante el funcionamiento del negocio acumulan en forma privada, para sí mismos. 

Por otro lado, advertimos además que todas estas medidas gubernamentales complican aún más la situación financiera de ANSES, pues esa caja de lxs trabajadorxs jubiladxs es la que desembolsa el dinero en tanto el Estado exime a los empresarios del pago de las contribuciones patronales, ya de por sí muy bajas. 

En resumen, los empresarios no ponen nada de nada en la crisis, pero mantienen la propiedad sobre los medios de producción.

¿Cómo se llama la obra?

La obra podría llamarse: lxs trabajadorxs producimos todo pero no somos dueños de nada. Los empresarios no producen nada pero son dueños de todo.

Ante esta medida gubernamental que sale en salvaguarda del empresariado, su propiedad privada y su ganancia, consideramos que lxs trabajadorxs debemos hacer dos planteos: 1- Garantía del 100% del salario para todxs; 2- Toda empresa que argumente crisis y acceda al pago de salarios por parte del Estado debe pasar a ser propiedad estatal bajo control de lxs trabajadorxs.

En este marco es necesario desarrollar la organización y la lucha para evitar que la desidia patronal y estatal nos lleve a contagios masivos por poner en funcionamiento el aparato productivo, que -está visto- depende de nosotrxs. 

En simultáneo, debemos plantearnos seriamente que, si producimos todo, debemos también dirigir esa producción hacia el beneficio de la mayoría de la sociedad, lxs millones de trabajadorxs ocupadxs y desocupadxs, sin patrones y sin este Estado patronal.

*Imagen: A24.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s